Este viejito a descubierto un nuevo mundo desde que probo la primera polla. Ahora sabe que cuando se la meten por el culo alcanza unos tremendos orgasmos. Toda la vida comiendo coños y lo que realmente quería eran penes grandes. Ahora ya no pierde el tiempo, va en busca de chicos vigorosos que le den caña a su cuerpo. Hoy a entrado a una tienda a pedir consejo, y desde el primer segundo el dependiente de Asia le ha llamado la atencion. Es el quien empieza a tontear con el otro hasta que la situación está clara. Se lo lleva a la trastienda para follarse como es debido, y así apuntar una nueva conquista en su agenda.

  • Compartir
  • twitter
  • facebook

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*